Un total de 159 familias de los departamentos de San Miguel y Usulután se beneficiaron y garantizaron la legalidad jurídica de sus inmuebles, recibiendo escrituras de sus viviendas en acto realizado el pasado miércoles 21 de marzo, el cual fue presidido por el Presidente de la República, Profesor Salvador Sánchez Cerén, acompañado por funcionarios del Gobierno Central.

Con la entrega de estas escrituras se beneficia a muchas familias salvadoreñas y es el resultado de su perseverancia y organización comunitaria, “toda una larga lucha que acompañamos en estos años con un intenso trabajo de nuestro equipo conformado por el Fondo Nacional de Vivienda Popular (FONAVIPO), el Viceministerio de Vivienda y Desarrollo Urbano (VMVDU), el Instituto de Legalización de la Propiedad (ILP) y el Centro Nacional de Registros (CNR)”, destacó el mandatario salvadoreño.

En esta oportunidad, el CNR, en coordinación con el ILP, unieron esfuerzos para llevar a cabo los diagnósticos de campo e inspecciones técnicas, análisis jurídicos y medición tipográficas de los lotes, y de esta manera garantizar que las familias beneficiadas ahora cuenten con lugares seguros para vivir, puedan tener acceso a créditos para la mejora de sus viviendas y posean los documentos necesarios para la realización de cualquier trámite con ellos, todo lo anterior amparado en el Decreto Legislativo No. 505 de la Ley Especial para la Desafectación y Transferencia de los Terrenos Ferroviarios en Desuso y sin Viabilidad Ferroviaria, a Favor de las Familias y Entidades de Utilidad Pública que las Habitan. 

La administración superior une esfuerzos mediante la inscripción de los títulos de propiedad que permitan a las familias salvadoreñas poder proteger el núcleo familiar, pero sobre todo resguardar el patrimonio para los hijos e hijas y asegurar un lugar digno en sus hogares. Hasta diciembre de 2017, se han beneficiado cerca de 8,966 familias con certeza jurídica.