Garantizar la legalidad jurídica de los inmuebles, especialmente de aquella población más vulnerable, resguardando así el patrimonio de las futuras generaciones es uno de los principales retos que asumió la presente gestión a su llegada a la institución, por ello ha sido de mucha alegría y satisfacción el anuncio que hiciere el pasado 28 de julio en el Municipio de Victoria, Cabañas, el Director Ejecutivo del Centro Nacional de Registros (CNR), Rogelio Canales Chávez, sobre la apertura de la nueva oficina del CNR.

“Con dicha oficina estaremos finalizando nuestro proyecto, completando así, los 14 departamentos del país y acercar los servicios donde existe mayor demanda en El Salvador que son del Registro de la Propiedad Raíz e Hipotecas y del Instituto Geográfico y del Catastro Nacional e invitamos al presidente de la Republica, Salvador Sánchez Cerén, a la inauguración de nuestra oficina en Cabañas, con la que habremos cumplido mandato presidencial de acercar los servicios a toda la población salvadoreña y descentralizarlos para una rápida y mejor atención”, dijo el titular del CNR durante su participación en el festival del buen vivir.

La comunidad de Santa Marta, en ciudad Victoria, es reconocida en El Salvador como un símbolo de la historia más reciente de resistencia, organización comunitaria y apego a la reconciliación y la paz, habitada en su mayor parte por refugiados que durante el conflicto armado tuvieron que dejar sus tierras y refugiarse en campamentos hondureños, regresando en el año 87. Por ello ha sido importante el desarrollo del Festival para el Buen Vivir donde el CNR participa junto al gobierno del Presidente Sánchez Cerén en solucionar viejos problemas como la titularización de las tierras, mejoramiento de las viviendas, ampliación de los servicios de agua potable y energía eléctrica, a través del Programa Gobernando con la Gente.

Los habitantes de esta comunidad se mostraron muy felices de poder recibir al Presidente de la República y a sus titulares de su gabinete de gobierno, ya que pudieron establecer un diálogo directo con ellos y dieron a conocer de primera mano sus necesidades más urgentes que se espera sean solventadas a corto plazo y de esta manera promover el desarrollo económico, cultural y social de la localidad.